viernes, octubre 27, 2006

Prfff......

Unos dicen y otros hacen. Y unos dicen y otros hacen:
Ante la atenta mirada de los casos azules, el rearme de Hezbolá es un hecho que nadie se ha atrevido a negar. Lo último han sido 39 misiles anti-carro que desde Moscú, pasando por Damasco, han llegado a manos de los terroristas libaneses. Aunque en un primer momento el ministro de Defensa ruso lo negó, luego echó la culpa a la ausencia de controles para las exportaciones de armamento militar. Poco importa ya que las armas pasaran delante de las narices de la babilónica flota internacional que descansa en aguas libanesas. Sí que cuenta, sin embargo, que Rusia tenga una fuerte presencia en los principales puertos del Líbano.

1 Comments:

Blogger El Cerrajero said...

Tal vez las armas que ha robado ETA sean para hacer un regalo de buena hermandad xD

5:33 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home